Clicky

Estudiantes crean un drone que puede posarse en el techo como una araña

(0 Votes)

detalle del drone con microspines

Podría tomar grabaciones de vídeo sin utilizar demasiado la vida de la batería

Por si todavía los drones no fueran lo suficientemente parecidos a un insecto, unos estudiantes de Stanford han creado uno que puede adherirse a las paredes y techos, como una araña.

Para posarse sobre una superficie vertical, el quadcopter vuela suavemente hasta una pared y usando una cola la lanza hacia la pared quedando de lado. A continuación, dos grupos de microspines opuestos, o palomillas, tiran en direcciones opuestas para adherirse a la pared. Para posarse en el techo, el avión no tripulado puede volar directamente y usar los microspines para agarrarse de la misma manera.

Mientras que los microspines son capaces de pegarse a pequeños baches y agujeros, que no son tan fiables en superficies lisas como el cemento pulido, señaló en IEEE Spectrum, Morgan Pope, un estudiante involucrado en la investigación. El viento también podría plantear un problema.

drone posado en una pared

Muchos drones todavía tienen un tiempo de vuelo muy limitado, por lo que añadir el mecanismo de microspines podría permitir que se posen y tomen grabaciones de vídeo sin utilizar demasiado la vida de la batería, sugirió Pope. Es todavía pronto pero, con una evolución similar, los aviones no tripulados podrían ser pronto vehículos todo terreno.

Dronografía